China también suspendió la importación brasileñas por los rumores de carne podrida